El Liderazgo Ético

25 Aug 2018


El Liderazgo Etico

El liderazgo ético realmente tiene dos elementos. En primer lugar, los líderes éticos deben actuar y tomar decisiones éticamente, como las personas éticas deben hacerlo en general. No obstante, los líderes éticos deben también liderar éticamente, la manera en que tratan a las personas todos los días, en sus actitudes, en las maneras que alientan, en las direcciones en que conducen a sus organizaciones o instituciones o iniciativas.

El liderazgo ético puede ser visible o invisible. La parte visible está en la manera en el que el líder trabaja y trata a otros, en su comportamiento público, en sus declaraciones y en sus acciones. Los aspectos invisibles del liderazgo ético yacen en la personalidad del líder, en su proceso de toma de decisiones, en su modo de pensar, en el conjunto de valores y principios a los que recurre y en su valor al tomar decisiones éticas en situaciones difíciles.

Los líderes siempre tienen una conducta ética, no solamente cuando alguien los ve, además mantienen su ética a través del tiempo y muestran constantemente que ésta es una parte integral del marco filosófico que usan para entender y relacionarse con el mundo.

Algunos componentes del liderazgo ético (los discutiremos en detalle en "¿Cómo ejercer el liderazgo ético?"):

  1. La capacidad de dejar de lado el ego y los intereses personales en beneficio de la causa que se apoya, la organización que se lidera, las necesidades de las personas a las que se sirve o el bien común de la comunidad o el mundo.
  2. El deseo de alentar y recibir comentarios serios y diferentes opiniones y que se desafíen las ideas propias y las acciones propuestas.
  3. Estimular el liderazgo en otros.
  4. Hacer que la consideración y la discusión de la ética y las preguntas y los problemas éticos sean parte de la cultura del grupo, organización o iniciativa.
  5. Mantener y expandir la competencia que se le debe a quienes confiaron en el líder para llevar la organización en la dirección correcta y con los métodos efectivos.
  6. Aceptar las responsabilidades y hacerse responsable.
  7. A lo mejor lo más importante es entender el poder del liderazgo y usarlo bien, compartir tanto como sea posible, nunca abusar y ejercerlo sólo cuando sea beneficioso para los individuos o la organización con la que se trabaja, la comunidad o la sociedad.
¿Por que ejercer el liderazgo ético?

La mayoría de las personas suelen estar de acuerdo con que los líderes deben tener conductas éticas (aunque no se esté de acuerdo con su significado), pero hay muchas buenas razones por las que mantener un liderazgo ético es lo lógico.

  1. El liderazgo ético le da forma al comportamiento ético de la organización y de la comunidad. Los líderes son modelos a imitar. Si se desea que una organización o iniciativa, y quienes trabajan en ella, se comporten éticamente, entonces todo dependerá del modelo de comportamiento ético del líder. Un líder y una organización que tienen una reputación de comportarse éticamente puede ser un modelo para otras organizaciones y también para la comunidad.
  2. El comportamiento ético establece confianza. Al final, el liderazgo (excepto por el liderazgo obtenido y mantenido por medio del uso de la fuerza y la intimidación) se basa en la confianza. Las personas seguirán a un líder ético porque saben que pueden confiar en él para hacer lo correcto de acuerdo a su visión.
  3. El liderazgo ético brinda credibilidad y respeto, tanto para el líder como para su organización. Si el líder se ha establecido como una persona de ética, los individuos y los grupos -tanto dentro como afuera de la organización- lo respetarán, y también a su organización, debido a su integridad.
  4. El liderazgo ético puede motivar la colaboración. Otras organizaciones pueden tener más deseos de colaborar con el líder y su organización si saben que éstos siempre trabajan éticamente.
  5. El liderazgo ético crea un buen ambiente dentro de la organización. Si en la organización todos saben que se compartirá y no se abusará del poder, que el trato será respetuoso y abierto, que tendrán el poder para hacer su trabajo y que la organización, como conjunto, operará éticamente en la comunidad, es probable que las personas se sientan bien y más seguras para trabajar juntas y para dedicarse a la organización y su trabajo.
  6. Si se tiene una oposición fuerte o si se apoya vehementemente una posición, el liderazgo ético le permite a la organización ser la autoridad moral. Esto es muy importante si la oposición también es ética. La organización puede verse muy pequeña en comparación a la otra si los estándares éticos no están a la altura de los de la oposición, lo cual desacreditará la causa y alejará a los aliados.
  7. El liderazgo ético es la manera correcta de hacer las cosas. Todos tienen una obligación consigo mismos, con la organización, con la comunidad y con la sociedad para desarrollar un sistema ético coherente que busque hacer del mundo un lugar mejor. Los líderes, por las razones mencionadas y por la responsabilidad del liderazgo, tienen una obligación en particular al respecto.
  8. El liderazgo ético puede permitirse la dignidad. Debido a que un líder y su organización saben que siempre consideran la ética en sus decisiones, acciones e interacciones, pueden dormir tranquilos y por la mañana despertarse sin tener que cuestionar su propia integridad.
Compartir en Redes Sociales:



Libertad Personal. Si el tiempo y dinero no fueran un problema.

El tener un balance perfecto de tiempo y dinero permite disfrutar más de la vida, viajar para conocer nuevas culturas, disfrutar mejor de la familia y hacer las cosas que antes no podía. ¿Pero como se puede lograr independencia de tiempo y dinero en nuestro equipo? A nadie le gusta ser presionado antes de tomar una decisión, por más correcta que esta parezca, la presión viola el principio de la libertad. Es por eso que nuestro sistema educativo esta perfectamente estructurado para que la introducción del nuevo socio en la oportunidad sea un proceso educativo.

Generic placeholder image



Igualdad. Por que todo el mundo puede.

La igualdad es el trato idéntico que un organismo, estado, empresa, asociación, grupo o individuo le brinda a las personas sin que medie ningún tipo de reparo por la raza, sexo, clase social u otra circunstancia plausible de diferencia o para hacerlo más práctico, es la ausencia de cualquier tipo de discriminación. El equipo GCN reconoce a todas las personas que tengan sus sueños claros, metas definidas y el compromiso del trabajo en equipo por que todo el mundo puede lograrlo.

Generic placeholder image



Nuestras Historias de Éxito

Victor Ramirez
Víctor Ramírez
Teresa Espinosa

Víctor Ramírez y Tere Espinosa, gerentes de tiendas de autoservicio, la escala corporativa es seductora; en el network marketing descubres tu mayor potencial y tu éxito se mide en función de las vidas que logras cambiar propiciando el cambio en la mentalidad de tus socios de equipo cuando logras mostrarles que los límites sólo existen en la mente.

Michoacan, México

Elizabeth Aldana
Elizabeth Aldana

Soy Licenciada en Comercio Internacional. Fui empleada de una compañía de alto prestigio a la que dedique prácticamente 5 años de trabajo, generando más de 3 millones al mes. Pero llego un momento en el que a pesar de encantarme mi trabajo, me di cuenta que si eso generaba para una compañía, que no podría generarme a mi misma. Agradezco a toda mi familia así como a mis líderes Claudia Ronquillo, Rafael Barcelo, Elizabeth Macias y a todo mi equipo.

Celaya, México

Lolita Espinosa y Alex Amezcua
Lolita Espinosa
Alex Amezcua

El desarrollo personal es impactante; nuestro círculo social, la forma de percibir la vida, la forma de sentir a Dios y nosotros mismos hemos cambiado por completo. Estamos orgullosos de la persona en quienes nos hemos convertido; hoy no tenemos rutinas, aprendemos cosas nuevas y viajamos constantemente, nos ejercitamos, disfrutamos el tiempo con nuestra familia y la más grande satisfacción es poder ayudar y compartir todo lo anterior con muchas personas en el mundo.

Hidalgo, México